Evita que tu cocina se incendie.

La mayoría de incendios empiezan en la cocina. Solo se necesita tomar ciertas precauciones para evitar que el fuego se tome la cocina:

  • Si vas a salir de casa, evita dejar cocinando los alimentos o encendidas las estufas de la cocina.
  • Procura no utilizar ropa con mangas largas, esta podría incendiarse apenas tenga contacto con el fuego.
  • Asegúrate de tener cerca de la cocina un extintor lleno y en buen estado.
  • Cerciórate de que no haya ninguna corriente de aire que pueda apagar el fuego. Esto haría que la llama se extinga y el gas siga saliendo de la estufa.
  • Los líquidos inflamables deben colocarse en un lugar fresco y lejos de la cocina.
  • ¿Hueles a gas? Evita encender cualquier aparato eléctrico.
  • Realiza chequeos periódicos para evitar cualquier desperfecto en las estufas de la cocina.

Protege tu hogar del fuego con nuestros sistemas de detección de incendio y fire stopping. Aquí encontrarás desde almohadillas y sellantes hasta detectores de humo.